miércoles, 9 de abril de 2008

Demasiado dura

Andaba yo con la bandeja del desayuno en la mano buscando una mesa para sentarme cuando a mis oídos llegó una conversación entre dos médicos varones:

- Hoy me levanté con ella muy dura.
- ¿Y tu mujer no te hizo caso?

Claro, yo que andaba todavía un poco legañoso, pues la noche no había sido del todo reparadora, desperté al instante y evidentemente, pedí acomodo a su lado, habida cuenta que la conversación era, a todas luces, prometedora.

- Hola Sommer. Sí claro, siéntate.

Y siguieron con su conversación:

- Pues es que me acosté con ella normal, mi mujer me la tocó y me dijo que estaba como siempre, pero al levantarme, joder, estaba durísima.

- Tienes que dejar que la vea, no puede ser normal que la tengas tan dura.

Yo por aquel entonces, había zampado el bocadillo de pollo sin demostrar interés por la conversación, aunque de soslayo buscaba encontrar en sus gestos algún atisbo de pulcritud. Pero la naturalidad con la que lo contaban rallaba lo absurdo.

- Si, mejor me echas un vistazo a ver que te parece. Pero no te asustes si la ves demasiado grande.
- Venga pues luego pásate por la consulta al final de la mañana, que ya estaré más tranquilo. Tengo interés en verla.

Así dieron por terminada la conversación y empezaron otra trivial sobre los Dolomitas a la que me uní, con voz aún un poco temblorosa.

Al día siguiente entró uno de ellos a mi despacho, cerro la puerta y con voz solemne dijo:
- Sommer, tengo que cerrar consultas. Al final me tengo que operar de la Hernia.

No pude remediar soltar una carcajada, que fue difícil de explicar posteriormente.

49 comentarios:

laumoma dijo...

Esas cosas pasan. Por eso dice el refrán que no hay palabra mal dicha sino mal comprendida. A ver al menos pasaste un rato de risa.

Un saludo y ojala y esas anecdotas pasaran todos los días, porque tienen su comicidad.

SOMMER dijo...

Hola Laumoma. Pues si, un buen rato pasé, ya lo creo..

Abrazos

EVA dijo...

Sí es que eres mal pensado... o bien, jajajaa.
Un besote.

SOMMER dijo...

Hola Eva. No es que sea mal pensado, es que la conversación prometía... y mucho....
¿o no?

Abrazos

EVA dijo...

Ya te digo si prometía. Yo hasta me hubiera ofrecido a inspeccionar el asunto a ver si de verdad era para tanto, jaja.
Gracias por apuntarte al relato.

Olga S.Isidro dijo...

Hay veces conversaciones que tienen el poder de convocarnos, un poquito de carcajeo no nos viene mal de vez en cuando.
Mis saludos.

Mara dijo...

Jejeje, yo también me habría confundido.... curiosa anécdota! :) Besitos!

SOMMER dijo...

Hola Olga, pues si, nunca viene mal un poco de risa, sobre todo si no es maliciosa.

Abrazos

SOMMER dijo...

Hola Mara, más que confusión generó entusiasmo, de tener, de una vez por todas, un desayuno animado. Y a todas luces que lo fue.

Abrazos

Lúcida dijo...

Graciosa anécdota...
menos mal que preferiste solamente escuchar y no hacer ninguna aportación sobre la dureza y tamaño de ningún apéndice personal...
Besos

SOMMER dijo...

Hola Lúcida, es que la vida le ha ido enseñando a uno, que hay que ser, ante todo, prudente.

Besos

Poledra dijo...

Jajajaja oye, pues fue un desayuno interesante, si señor...creo yo que cualquiera hubiese entendido lo que entendiste :-) (por lo menos, te reiste un rato)

Un abrazo

SOMMER dijo...

Hola Poledra. Me consuela saber que no soy un mal pensado, sino más bien un buen entendedor.

Abrazos

Silvia dijo...

Si es que esos malentendidos dan lugar a situaciones muy divertidas.
Yo pagaría por ver la cara del doctor, preocupado por su hernia, al ver que tú empezabas a carcajearte.
Besos

Isabel dijo...

he llegado por aquí de casualidad, tienes un blog muy guay, te integrare entre mis blogs amigos si no te importa.

por cierto, yo hubiera pensado igual que tu :D

Besitos isabel

SOMMER dijo...

Hola Silvia. Te aseguro que fue difícil de explicar el motivo de mi carcajada.

Abrazos

SOMMER dijo...

Hola Isabel. EStaré encantado de que me incluyas entre tus amigos. Bienvenida a mi mundo.

Besos

Anónimo dijo...

Yo habría metido la pata, porque como dicen por ahí, la curiosidad mató al gato, y habría preguntado con cara de incredulidad de qué estaban hablando. Y habrían sido ellos quienes se hubieses reído de mi. Pero también habría estado bien en ese caso. Saludos a todos.
Irene.

SOMMER dijo...

Hola Irene.
A veces, sólo a veces, es mejor quedarse callado.

Abrazos

Anónimo dijo...

Lo sé, pero es la personalidad de cada uno. Yo soy curiosa por naturaleza, y si me siento yo, mujer, con ellos a desayunar, se habría montado una buena fiesta por el mal entendido. Y qué más da? Nos echamos todos unas risas y a trabajar todos un poquito más relajados con esa pequeña descarga de tensión.
Irene.

KUKA dijo...

Qúe bárbaro de desayuno tuvistes, yo tambien hubiera pensado mal......aunque estuvo divertido.

SOMMER dijo...

Hola Kuka, gracias por tu visita.
Pues si, el desayuno fue bárbaro. Creo que desde entonces no ha habido otro igual.

Abrazos

Jeanne dijo...

Sommer, todos los comentarios a tu post "casi erótico" han sido de mujeres .....es la primevera no? jijiji.

Te propongo un post sin el "casi " ..y veremos el resultado..

¿Te atreves?

;-)

SOMMER dijo...

Carajo Jeanne, llevas razón... jajajajaja
No me había dado cuenta....
...ummm acepto el reto ¿o no?

besos

Jeanne dijo...

Acepta :-)

Yo te sigo después.

Jeanne

Dulciblue dijo...

jajajaja pero cuantos malos pensamientos pasaron por esta cabecita, hahahaha


Muy buen relato!

un beso....

SOMMER dijo...

Hola Dulciblue, que va, yo simplemente me dejé llevar.

Abrazos

Jorge dijo...

Ya ves como no nos debemos llevar por la primera impresión?, realmente nuestra mente pensó otra cosa ¿verdad?. Muchosa saludos

SOMMER dijo...

Hola Jorge, mi buen amigo mexicano.
Ya ves, a veces nos dejamos llevar, y afortunadamente somos lo bastante discretos para no quedar en evidencia.

Abrazos españoles

Rom@&ris dijo...

Hola, la verdad es que me reí mucho con esta historia que acabas de contar porque en el transcurso pensé de todo un poco jajajajaja y al final solo era una simple y dura hernia.

Saludos desde Rep.Dominicana

Mario M. Relaño dijo...

jejejejeje... ¡mente pervertida! ¡en qué estarías tú pensando!

Muy bueno...
Un abrazo, Sommer.

Fabio dijo...

bueno... si te fijas bien, la mujer contenta... tal vez sea lo unico duro que habia... ahora eso de andar mostrando, y comentando, seguro tiene un trasfondo malintencionado
saludos

SOMMER dijo...

Hola Rom@&Ris:
De eso se trata, de pasar un buen rato.

Abrazos y gracias por tu visita.

SOMMER dijo...

Hola Mario.
¿Mente pervertida? ummmm no se, no se..... jajajajajja

Abrazos recíprocos

SOMMER dijo...

Hola Fabio. Eso mismo pensé yo. ¿Y estos para qué se contarán sus intimidades?
En la mujer, la verdad es que no pensé.

Abrazos y gracias por tu visita.

JoseRD dijo...

Me acuerdo de una frase de Charly Garcia en pleno concierto: "La tengo dura"

SOMMER dijo...

Hola JoseRD.
La verdad es que esa frase da poco que pensar... jajajajajj

Abrazos

Anónimo dijo...

Estas cosas pasan y aveces los malos entendidios pueden ser divertidos, pero con algun receptor malpensado puede llevar a situaciones realmente comprometidas.
Me encanta leer tus cosas.
Siempre Merche.

digler dijo...

y en que andabas pensando? era obvio que se trataba de una hernia jajaja

SOMMER dijo...

Hola Merche. Un placer escribir cosas que te gusten.

Abrazos

SOMMER dijo...

Hola Digler. Yo que se en qué estaría pensando... pero en una hernia, te aseguro que no.
Jajajajaja

Abrazos

BettyBlu dijo...

Imaginaciones producto de una noche poco reparadadora ... qué andarías haciendo...

Besitos

SOMMER dijo...

Hola Bettyblu. Leer, sólo leer.

Abrazos

Tawaki dijo...

Es tan fácil echar a volar la imaginación... Nuestro cerebro parece estar diseñado para pensar siempre en las cosas más truculentas.

Repasando tus otras entradas, me he emocionado con ironman y me ha gustado reencontrarme con Paul Potts.

Un abrazo

SOMMER dijo...

Hola Tawaki, gracias por tu visita.
Realmente es emocionante lo del Iron Man, como también lo es escuchar a Paul Potts. Aunque son emociones diferentes.

Abrazos

Trini dijo...

Una anécdota muy simpática:):)
No siempre hemos de dar crédirto a lo que escuchen nuestros oidos.

Un abrazo

Nohelia dijo...

Reí..................


jejej gracias!

SOMMER dijo...

Hola Trini. Simpática fue, pero pudo resultar embarazosa.

Abrazos

SOMMER dijo...

Nohelia, es lo mejor que me podías decir. Me alegra saber que has sonreido.

Abrazos españoles