viernes, 23 de mayo de 2008

Eran otros tiempos


Ahí estamos mis hermanos y yo, en el año 1976 celebrando el primer cumpleaños de mi hermano, el rubio.

Eran tiempos del Un, Dos, Tres y de Hombre rico-hombre pobre en la televisión. En invierno nos íbamos a la cama cuando en la tele empezaba la música de Estudio Estadio, o en su defecto cuando salían dos rombos en la parte superior del aparato.

Vivíamos en un piso con los visillos horteras y jerseys de cuello cisne, como se llevaba en la época. Nuestro pelo era a lo "bacinilla" ya que no existía la gomina.
Viajábamos en el coche normalmente de rodillas, mirando por el espejo trasero y haciendo burla a los conductores que nos perseguían, porque, que yo recuerde, no había cinturones de seguridad, ni airbag.

Veíamos en la tele por las tardes a Don Pinpom y a Espinete en Barrio Sésamo, porque no había Shin-Chan.

Era la época de andar en bicicleta sin casco y sin manos. Nos dábamos unas buenas hostias, pero no pasaba nada. Jugábamos en la calle desde por la mañana y sólo volvíamos a casa cuando las luces de la calle se encendían. No estábamos localizados, porque no existían los móviles.

Leíamos tebeos, porque no existían la play-station ni la PSP. Comíamos golosinas y no había obesos. Como mucho había algún gordo y punto.

En definitiva, tuvimos la suerte de crecer jugando y divirtiéndonos. Rompiéndonos huesos y arañándonos las rodillas, bebiendo agua directamente del grifo, sin filtros, sin chorradas.

Y doy fe de que crecimos felices y sobre todo, sanos. Viendo cómo viven los niños de hoy en día, todavía me pregunto cómo nosotros fuimos capaces de sobrevivir a aquella época.

67 comentarios:

JENNY dijo...

Eran otros tiempo Sommers, no tan violentos como ahora. Que majo chaval el de la foto si así estabas de chiquito ¿cómo estarás ahora?

Camille Stein dijo...

yo he vivido esa misma época, amigo Sommer, y la retratas a la perfección... aún recuerdo esos dos rombos en la esquina del televisor, señal inequívoca de que era la hora de marcharse a la cama... y Barrio Sésamo, con la rana Gustavo ('el periodista más dicharachero de Barrio Sésamo'), el monstruo de las galletas...

felices y sanos... el tiempo transcurría más despacio, el tiempo nos pertenecía

un abrazo

Jorge dijo...

Definitívamente eran otros tiempos, sin tanta tecnología y mucho más imaginación e ingenio para divertirnos, menos preocupación por la inseguridad, qué te puedo decir ERAN OTROS TIEMPOS. Un abrazo

Armida Leticia dijo...

Sommer, ¡Qué bella imagen tuya y de tus hermanos!Hermosos recuerdos!Gracias por compartir con todos esas reflexiones!

Saludos desde México.

Germanico dijo...

Muy bonito. A mi me genero nostalgias de esa época. Las cosas eran distintas porque uno vivía seguro y despreocupado. Quiza en la nuestra (en Argentina era un tiempo atroz en realidad, de secuestros, torturas y muerte, pero la mayoría no lo sabíamos). Un tiempo raro.

Saludos

istharb dijo...

Y lo bien que lo pasabamos!!!!!!!

Un beso

CRIS dijo...

je je je que bueno... Yo soy del 75 y eso, nosotros jugábamos de verdad, no estábamos en burbujas de cristal... tengo marcas de caidas y golpazos en todo mi cuerpo de jugar por ejemplo al burro, al rescate, a comando G je je. Las series, ay Don Pimpón (por cierto he leido que Chema, de Barrio Sésamo ha muerto... oooohhhhh), tantas cosas de las infancias de finales de los 70 y los 80... ains... que cosas...
La foto genial, me resulta tan tan familiar...
BESOS!nostálicos pero felices...

AMYLOIS dijo...

recuerdo mi infancia exactamente como la tuya. yo me pregunto, como se creen felices los de ahora.
saludos.

SOMMER dijo...

Jenny: pues igual que antes, sin pelo a lo bacinilla y alguna arruga más. Por lo demás la sangre que corre por mis venas sigue siendo la misma.

Camille tein: Lo de los rombos era un símbolo de madurez. Si te daban permiso para ver la película era síntoma de que te hacías mayor.

Jorge: Eran otros tiempos, no necesariamente mejores. Pero eran los nuestros, y eso si que no lo cambio por nada.

Armida Leticia: mis adorables hermanos. Los quiero más que a mi vida.

Germanico: es verdad que te tocó una época dura y difícil en Argentina. Quizá en esos casos lo mejor era vivir en la ignorancia.

ABrazos a todos

Mario M. Relaño dijo...

Era la época de la mercromina roja en las rodillas, pues llevábamos los pantalones cortos don peto. Nos caímos jugando, pero no pasaba nada y seguíamos.
Desde luego, fue una época feliz...

Un abrazo, Sommer.

Poledra dijo...

Pues si..yo tengo una foto casi igual, con ese mismo corte de pelo y la misma ropa!! Tuvimos una infancia genial, verdad?

Un abrazo,guapo.

Lúcida dijo...

Qué tiempos aquellos, cuántos buenos recuerdos. Creo que además de las cortinas, los petos y los cuellos de cisne también estaba de moda hacer fotos de este estilo, en mi casa por lo menos hay varias muy parecidas a ésta. Por cierto, estáis monísimos, quién estaba detras de la cámara os tenía embelesados.

Besos nostálgicos.

Alfonso dijo...

Ajú que tiempos, y yo que me crié en el campo, solo iba a la ciudad para el colegio, pero en el campo había más niños y jugábamos al trompo, a la lima, con un pandero (una cometa), ains... yo también me crié con Epi y Blas y Heidi, y bailé el hulahop con Enrique y Ana. Cualquiera me mete ahora el aro ajjaaja

En fin... por cierto, ese sillón de sofá rojo... qué era clónico, porque mi abuela tenía uno igualito, con la calor y los pantalones cortos, se te pegaba a la piel jajaja y hacían un ruido muy característico... imagina eso en Jerez en Julio a 45 grados jajaa

Amparo Pinter dijo...

Como dice Camille, el tiempo nos pertenecía.
Pero siempre podemos encontrar momentos en los que somos dueños de nuestro tiempo. Y, aunque pocos, hay que saber disfrutarlos al máximo porque son nuestros.

Un abrazo

los retales de Luisa dijo...

Pues si ,eran unos tiempos de lo más sanote ,no habia tanta información como la hay ahora .Un besote .

Dafne dijo...

Eran otros tiempos!! yo soy niña de transición y de tan transición!! nací 12 días antes de que el señor Tejero entrara pistola en mano en el Congreso.
De esa época... recuerdo que todos queríamos llevar la camiseta que regalaban con la coca-cola, todos con un llavero de mimosín que le había salido a mamá en el suvizante, los petaZeta, el Chicle Cheiw que estaba más duro que...., los tigretones y los bonis, dragones y mazmorras... En fin, otra época

Mara dijo...

Qué nostalgia! me has recordado al anuncio de coca cola jejeje
Besos!

Agata dijo...

Me encantaría volver a aquellos tiempos de mi niñez.Donde la lata vacía de Nivea me servía para meter los cromos.Donde me bajaba a la plazoleta en verano y me subía por la noche.Sólo subía para beber agua o ir al cuarto de baño o coger el chusco con nocilla.Cuando jugábamos a la Guerra de las Galaxias.O hacíamos los bailes de Greasee.Jugaba a la lima(destornillador de tu padre que teníamos que clavar en el suelo húmedo de la lluvia)...Yo que sé.No me pararía de escribir.

SOMMER dijo...

Istharb: lo pasábamos de miedo, de eso puedes estar segura.

Cris: pues si, parece que Chema se ha ido. Ahora quedarán para el recuerdo sus barras de pan.

Amylois: creo que la infancia de la gente de mi edad, ha sido bastante parecida. No teníamos gran variedad de juegos. Todo era producto de nuestra imaginación.

Mario: tienes razón, cuanta mercromina han tenido que comprar nuestros padres....

Carajo Poledra, tu también tenías ese peto horrible con jersey cisne? Ay madre, mi madre decía que estábamos preciosos....

Besos a todos

Isabel dijo...

vaya... me has hecho recordar los buenos momentos de antes, que nostalgia!! barrio sesamo, el hacer burlar o saludar a los demás conductores... yo tamb lo hacia :D
pero es cierto, antes los niños eramos niños, llegabamos con las rodillas llenas de heridas.
eran tiempos mejores!!

besitos isabel

lola dijo...

Muy fotogénicos los tres niños, es una fotografía hemosa y nostálgica, como las que nos tomaban nuestros padres en nuestra infancia, agradezco que nos des a conocer algo tan familiar.

Un gran abrazo.

Juanjo dijo...

Buenos tiempos eran, sí señor, pero ahora también lo son, ¿no? Tenemos un montón de cosas más, que harían nuestra vida más agradable si supiéramos cómo usarlas.

Es bonito recordar el pasado, pero no olvidemos vivir el presente.

Un abrazo.

Agata dijo...

Ja,ja,ja...No me había fijado en el butacón de "sky".Yo tenía uno rojo.Era inhumano tener uno en Jerez en verano,cuánta razón llevas Alfonso.Te costaba trabajo despegar tu piel del mierdasofá.Yo le decía a mi madre que "desenchufara" el sofá porque quemaba...jajaja.

Ana Belio dijo...

Sobreviviamos porque teniamos que ser nosotros mismos, sin ayuda de ninguna tecnología, la imaginación era nuestra arma, por eso hay que apagar a los niños los botones de encendido muy a menudo.

OFF.

Bss.

Anónimo dijo...

Aaiisss...aquellos maravillosos años, para mí fueron los mejores.
Buenísima la foto, y tú PRECIOSO (no me extraña, quien tuvo, retuvo... ;)
Mil besos!!

Arkantis dijo...

Ayy por un instante leyendo tu post, he recordado mi infancia...me encanta la manera de describirlo..es tal cual lo recuerdo..
Un besito

SOMMER dijo...

Lúcida: creo que quien estaba detrás era mi madre, y tienes razón en que esas fotos debían ser muy comunes pues casi todos nosotros tenemos una parecida.

Alfonso: lo del hulahop era la leche. Todos teníamos uno. Y lo del sofá clónico, vaya tela en Jerez a 45 grados..... jajajajja

Amparo Pinter: antes el tiempo nos pertenecía, y ahora también nos pertenece el recuerdo. Eso que nadie nos lo quite.

Luisa: no se si era más sanotes que ahora, pero eran los nuestros.

Dafne: menuda época para nacer. Tu si que tienes historia.

Besos a todos

Genín dijo...

jajaja Y sigues siendo un chaval...
Salud

Sese dijo...

...subíamos al coche y cada diez minutos ¿cuánto queda?. Las paredes de casa empapeladas con un gusto hoy kitch. Buscábamos los rincones del barrio para poder jugar a fútbol. Si había balón bien, y si no lo fabricábamos. Los padres nos pegaban en el culo y no pasaba nada. Los profesores nos atizaban con la regla y no debían ir a juicio, no pasaba nada. La razón la tenía siempre el profe. Crecimos sanos y bien educados, éramos imaginativos en los juegos; eran otros tiempos en los que no teníamos preocupaciones

Fabio dijo...

afortunadamente sobrevivimos a esas épocas y podemos recordarlo con gracia, orgullo y alegría, puesto que nustros dedos no estaban defrmándose con una play station, y no estábamos metidos en el montor de nuestro ordenador el tiempo de vigilia... tampoco insultábamos a los maestros, ni humillábamos a compañeritos colgándo imágenes espantosas en internet... todo tiempo pasado nunca fué mejor... pero como se valora difernte
saludos

Enzo Antonio dijo...

Definitivamente eran otros tiempos, más tranquilos y sin tanta (o nada) computación como ahora. Eramos felices como dices tu, pero para los niños de hoy se hace incomprensible de donde nacía tanta felicidad. Me acuerdo que teníamos mucho tiempo para los amigos, algo que escasea ahora.
Gracias por visitarme, bienvenido.

SIB dijo...

El recuerdo es un bonito regalo a veces...yo creo que todos los niños o la mayoria,son felices en una época u otra... Lo que si es obvio es la falta de imaginación todo masticado y facilito lo tienen ahora, con lo cuál imaginación al poder igual a Cero... Y eso camina contigo el resto de la vida.
Un beso

SOMMER dijo...

Mara: ojalá Coca-Cola me pagase por ello.

Agata: hoy en día si los niños se llevasen el destornillador de su padre para jugar a la lima lo meterían en un reformatorio.

Isabel: Yo tampoco creo que eran tiempos mejores. Simplemente eran nuestros tiempos, aquellos en los que lo verdaderamente importante eran la imaginación para divertirse.

Lola: es que los tres somos muy guapos....

Juanjo: estoy de acuerdo contigo, los tiempos de ahora también son bonitos, probablemente mejores que los nuestros. Sólo añoro la forma de divertirnos que teníamos antes.

Besos a todos.

Luna Carmesi dijo...

No tengo tu perspectiva... pero mi hermano, del cual me separan 13 años, si que comulgaria contigo todos estos recuerdos...

Parece que en los nuevos tiempos hay mas canales, mas informacion, y menos tiempo para digerirlo todo de la manera adecuada... Aunque mas mala uva por lo que se dice... Y me temo que hay algo de razón en ello.

Un beso.

M.M. dijo...

Es una excelente pregunta y realmente el dicho de que el tiempo pasado fue mejor, se acomoda perfectamente en tu post. Prefiero el pasado. El presente nos abruma mucho.

Saludos,

Maya

Silvia dijo...

¡Qué reguapos en la foto! No sé, quizás sea producto de la nostalgia, pero esas fotos más antiguas tienen algo que no tienen las de ahora.
¿Os dáis cuenta de que hablamos como nos hablaban nuestros mayores cuando éramos niños?
"Es que los niños de ahora, con las bicis, las muñecas...yo tenía una muñeca hecha de cartón y éramos tan felices" (la de veces que le oí yo decir eso a una de mis abuelas).
Respecto a la violencia...¿soy la única que ha jugado a guerras de pedradas o a la fuga de Colditz?
Besos

SOMMER dijo...

Ana Belio: estoy de acuerdo contigo, la imaginación era nuestra arma. Y creo que lo sigue siendo. Afortunadamente...

Anónimo: para mi fueron magníficos, aunque no sabría decir si los mejores.

Arkantis: me alegro que te haya hecho retroceder y recordar tu infancia. Es bueno volver...

Genin: aunque ya tengo 34 procuro que no se me vaya el síndrome de Peter Pan.

Sese: eran otros tiempos, aunque no tengo claro que los niños de ahora tengan demasiadas preocupaciones.

Abrazos a todos.

Lara dijo...

Pues sobrevivimos porque le dábamos mérito a las cosas simples, algo que por desgracia hoy no ocurre.
Muuuuuacks!

DaniBai dijo...

tienes más razón que un santo, qué tiempos aquellos y qué recuerdos más bonitos que vienen a la mente de aquella inocencia perdida. Un saludo y nos iremos viendo por aquí

Pedro dijo...

De hecho, son los jóvenes de ahora los que lo tienen más difícil para sobrevivir. Los compadezco. Y lo peor es que ha sido nuestra generación una de las principales responsables de que todo esté tan patas arriba. Una pena.
Un saludo.

SOMMER dijo...

Fabio: palabras sabias las tuyas, aunque yo tampoco tengo tan claro que cualquier tiempo pasado haya sido mejor. Solamente ha sido diferente.

Enzo Antonio: en mi época lo más sofisticado era tener los juegos reunidos ¿los recuerdas?

Sib: estoy contigo, ahora lo tienen demasiado masticado. Pero no sólo los juegos, sino todo lo demás. En todo caso, son mucho más inteligentes que éramos nosotros. Eso seguro.

Luna Carmesí: Ahora hay más de todo, lo cual no quiere decir que todo lo que haya sea mejor.

M.M: siento no estar de acuerdo contigo. Yo prefiero el presente, ni el pasado ni el futuro. Yo quiero el presente recordando el pasado y soñando el futuro.

Besos a todos

María José dijo...

desconozco mucho de lo que nombras porque eres de españa
pero si algo agarre fue lo de Pimpon
yo también veía Pimpon (es un muñeco? cierto? a ese te refieres?)
y también me gustaba garfield
vivir de los recuerdos

nomolamos dijo...

que tiempos mas chulos fueron!!
sin miedo a estar por la calle ya tarde, ni peligros como ahora,
yo tengo un recuerdo especial, por los angeles de charly, y mazinger z.
en cambio odiaba aquellas faldas de cuadros y tablas que habia que sujetar a un lado con un alfiler, que horror tiemblo al recordarlo,
un estupendo blog, gracias por visitarme, yo por mi parte me seguire pasando,
un beso

Perséfone dijo...

Que foto tan bonita. Me encantan estos recuerdos en forma de imágenes.

En cuanto al texto, llevas toda la razón del mundo... Eran otros tiempos, supongo que no mejores ni peores, simplemente distintos.

Un saludo.

ilu dijo...

Que mayor me siento, es como cuando alguien se dirige a mi y me dice...Señora..Tardo un tiempo en darme cuenta que se dirige a mi, en fin.
Creo que me pase la infancia con las rodillas llenas de mercromina, eran como heridas de guerra.
Barrio sésamo, la mirinda, los cumpleaños en casa, Marco, Heidi, bocadillos de chocolate, Verano Azul, en fin..
Que me siento muy identificada con lo que cuentas
Un beso

SOMMER dijo...

Silvia: ¿verdad que estamos guapos?. Yo creo que esas fotos tienen precisamente eso: nostalgia.

Lara: tienes razón, antes necesitábamos poco para pasarlo bien.

Danibai: estaré encantado de volver a verte por aquí.

Pedro: pues si, creo que los principales culpables de que los niños de ahora crezcan en la más absoluta opulencia la tenemos nosotros. Supongo que porque queremos darles lo que nosotros no hemos tenido.

Maria José: Si, si, Don Pimpon, el muñeco afable de Barrio Sésamo, una serie infantil muy conocida aquí en España, y que desconozco si se difundió en algún otro país.

Besos a todos

en las nubes dijo...

me encanta la foto!
podría ser el salón de mi casa de entonces y estar la bruja avería saliendo por television...
ayyy...

Otros tiempos sin duda...

Amelie dijo...

Pues qué razón tienes... Y aquí estamos, sobrevivimos, crecimos sanos comiendo pan con chocolate, y fuimos felices.

Besos.

eFi dijo...

Impresionante el relato, descripto de mil maravillas.
Lo bueno de leerte es que, una vez más, entiendo que no existen fronteras ni distancias para las vivencias.
Aquí, eran muy parecidas. Disfrutábamos de momentos increíbles, con pequeñas cosas o sin ellas. Sin duda eran otros tiempos, ni mejores ni peores, simplemente otros.
Lo único que lamento es que actualmente se les pierda un poco la capacidad de inventiva para pasarlo bien, y a veces, por tenerlo todo no tienen nada.
Gracias por compartir tu vida.
Besos desde el Sur ... de América.

Sylvie dijo...

La foto es genial!!!!!!!!!

y si, eran otros tiempos...todo ha cambiado muchísimo (¿y de 300 millones qué me dices?...mira que me gustaba ese programa...menuda abuela marujona!!!!)...

pero en todos los tiempos, hay días especiales...no dejes pasar ni uno!!!

Besitos y gracias por tu visita.

laumoma dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo, es una pena que no existan esos momentos infantiles en los que estás con los demás, sin importar como sean, en lo que te diviertes con cualquier cosa.

Http://www.lamentedelaura.wordpress.com

Un saludo

Javier dijo...

Qué tiempos, recuerdo la tele en blanco y negro, la primera que se compró en casa era una Fercu, antes a casa de la vecina a ver los combates de José Legrá y Pedro Carrasco...

Un abrazo

Eterna dijo...

Yo me pregunto cómo pude sobrevivir sin el colacao primeras etapas, sin todo esterilizado y sin tanta seguridad...
creo que a ninguno nos pasó nada.
Están creando personas destinadas a vivir en burbujas.
Un saludo
:)

SOMMER dijo...

Nomolamos: desde luego que eran tiempos chulos, y yo creo que el peligro existía igualmente, sólo que no teniamos percepción de él.

Perséfone: justo eso, eran tiempos distintos, ni mejores ni peores.

Ilu: yo tengo 34 y ya hace bastantes años que los niños me llaman señor. Supongo que habrá que aceptarlo como es.

En las nubes: madre¡¡¡ no me acordaba de la bruja avería. Vaya recuerdos...

Amelie: y aquí estamos, bien sanotes¡¡¡¡¡

Abrazos a todos

Amapola dijo...

A medida que avanzamos en la edad nos invade la nostalgia...........
Que dulces recuerdos...
Saludos

AnA dijo...

Perdón por estar mediodesaparecida. Demasiado estrés. Gracias por pasar a visitarme a pesar de todo.

Yo no sé cómo hemos sobrevivido nosotros o cómo lo hicieron mis padres, pero en algún momento debió de haber un ca,mbio que hiciese que las cotas de felicidad hoy se paguen más caras.

Hubiese preferido ensuciarme más, tener más heridas en las piernas, comer menos yogures y más cola-cao y andar libre por la xcalle sin móviles en el bolsillo. Pero eran otros tiempos que ahora sólo conocemos gracias a fotos antiguas y a Cuéntame.

Es lo que tiene que la sociedad avance, que nos hacemos mayores antes.
Un besito.

dintel dijo...

Vaya, yo también tengo fotos de ese tipo. Y he hecho lo mismo que tú. Si en el fondo, la gente no es tan diferente.

siempre el mar dijo...

Que mayores somos Sommer jajaja, viendo estas fotos te das cuenta de ello, me resultó muy familiar, las tengo practicamente iguales aunque los protagonistas son otros.
Me quedo con los juegos de entonces no los de ahora que aturden a los chavales hasta hacerles esclavos
besitos.

SOMMER dijo...

Efi: supongo que la niñez es parecida en todos los lugares, al menos en los que existan oportunidades de vivir.

Sylvie: gracias por lo de genial. Para mi desde luego, la foto es muy especial, recuerdos de un tiempo que ya pasó.

Laumoma: seguramente los niños de ahora también tienen momentos especiales, pero seguro que necesitan algo para conseguirlo. Nosotros teníamos imaginación.

Javier: ahora que lo dices, yo también recuerdo ver la televisión en blanco y negro en mi casa.

Eterna: tienes razón en que en nuestra época todo se tomaba sin esterilizar. Yo recuerdo beber leche recién ordeñada, sin antes hervir. Cosa que ahora parece una auténtica barbaridad.

Besos a todos

BIRA dijo...

Y qué tiempos! Yo creo que no estamos tan mal de la jeta como los que vienen detrás, que telaaaaaaaa (uy, que diría Mafalda, qué manera de decir adulteces!!!).

Genial el post!

Ayshane dijo...

Esos tiempos que hasta los que no los conocimos demasiado bien sentimos envidia sana...

Besitos

JESUS y ENCARNA dijo...

Eso es lo que les falta a nuestros hijos, nuestra niñez, y, yo me remonto aun más atrás, incluso cuando la tele era en blanco y negro fue mucho más enriquecedora, jugar en la calle con todos los niños del barrio, y no estar dispersos en tanta técnica que ahora les hace permanecer estáticos. Tuvimos mucha felicidad.
Me ha gustado tu post
Besos
Encarna

Pato dijo...

Que tiempos tan maravillosos !

SOMMER dijo...

Amapola: será eso, que me estoy haciendo mayor...

Ana: encantado de volver a verte. Yo la verdad es que mas rodillas ensangrentadas ya no pude tener. Tuve una infancia alegre, no me puedo quejar.

Dintel: tienes razón, en el fondo todos somos iguales.

Siempre el mar: estoy seguro que los niños de ahora no se divierten con nuestros juegos. Supongo que es la evolución, y hay que aceptarla como viene.

Bira: tampoco es que los que vienen detrás estén mal de la geta. Todo lo contrario. Yo diría que son mejores que nosotros, más inteligentes, aunque menos ingeniosos.

Ayshane: no es cuestión de sentir envida. Cada época lo suyo. En cierta medida yo también siento envidia de como viven los niños de hoy.

Jesus y Encarna: gracias por tus palabras. Yo al menos fui feliz, que no es poco.

Pato: tan maravillosos que siempre que puedo los rescato a la actualidad.

ABrazos a todos, y gracias por venir.

El Secreto Del Mundo dijo...

Eran otros tiempos, sin tecnologia.
Jugabamos en la calle, casi no habia coches, no habia muchos juguetes con los que jugar pero lo pasabamos de miedo.
Fueron años maravillosos..
Los años de nuestra infancia..
Un beso

Sheila dijo...

Bueno mi play-station no lo cambio por nada del mundo... es que en verdad eran otros tiempos.

No habia tanta malicia entre la gente, y en cuanto la bici me acuerdo que mi papa me estaba enseñando y me solto para que siguiera sola y agarrara confianza, pero nunca me dijo como se frenaba asi que me estampe contra la pared, yo quede mejor que la bicicleta.

Tere dijo...

La verdad que es una pena,cuando yo recuerdo tambien mi nfancia me da una pena ver como estan las cosas hoy dia.

Yo trabajo con niños y una de mis crias me decia como era un dia normal en su vida,de una niña de 7 años.
Ir al colegio,come en el colegio,se queda actividades( que se las doy yo) a las 6 se va a bailar jota,luego pintura y a casa hacer los debres,y le digo.....¿y cuando juegas?

Es muy fuerte la de actividades que hacen hoy dia los crios y no tienen tiempo para el juego,desarrollar su imaginacion no se......asique hablan que parecen personas de 30 años.

En fin,como los tiempos de antes creo que ninguno jajaja

Por que antes no habia tanto miedo a que pase algo,estabamos mas tranquilos en la calle jugando al escondite.

un saludo!