domingo, 1 de marzo de 2009

Sebastián Romero (9)

Una hora más tarde sonó mi teléfono.

- Sebastián, tengo una llamada perdida tuya ¿te ocurre algo?
- Coño, si es la muerta...
- Venga Sebastián no empieces otra vez. ¿Estás tomando la medicación?
- Vete a la mierda, ¿sólo te preocupa eso?
- Sebastián ya sabes que no. Sólo me preocupo por ti.
- Fuiste mi bastón cuando estaba cojo, mi bufanda en enero y mi pan en ayuno. Me enseñaste la dimensión de la sonrisa y la profundidad de una mirada. Fuiste mi equilibrio, mi mundo, mi futuro. Me dijiste "siempre te querré" cuando nadie me miraba por la calle. Por ti vivía. Y por ti moría. ¿Y ahora?
- Ay Sebastián, por favor.
- ...
- ¿Sebastián estás ahí?... Cuídate mucho por favor, tengo que colgar
- Si, y yo tengo que tomar mi medicación...

43 comentarios:

LILIT dijo...

glups...supongo que hay cosas que una medicación no puede sustituir...

saluditos!

MARISA dijo...

ains las pastillitas las pastillitas.. que se tome un "keledén" o un "mesudalapolla", son las mejores..

Miguelo dijo...

al menos no se ha pegado un tiro ¿no?

pati dijo...

Y ahora está solo. Absoluta, rotunda, pavorosamente solo. Lejos del bastón, lejos de la bufanda, lejos del pan, cerca de la muerta pero solo. El único habitante de una calle congelada, y vacía, y fea, que nada tenía que ver con él; sin nada. Y sin embargo, allí, en el centro de la nada, tomando sus medicamentos, estaba él. Sebastián.

...

Un beso :)

Lara dijo...

Pues las pastillitas no son nada buenas, a lo mejor probando con unas hierbitas.... jajaja....

Isabel dijo...

Imagino que este es un relato por entregas, lo digo por lo del (9), intentaré leer las otras 8 entregas, y despues te comento. Un beso

bego dijo...

uy uy uy... no sé qué decir! espero que encuentren un momento para hablar con tranquilidad :) y dejar a un lado las pastillas y la muerte (uf!)
...feliz domingo entre llamadas telefónicas (...espero que más afortunadas:)

bego dijo...

uy uy uy... no sé qué decir! espero que encuentren un momento para hablar con tranquilidad :) y dejar a un lado las pastillas y la muerte (uf!)
...feliz domingo entre llamadas telefónicas (...espero que más afortunadas:)

Cecy dijo...

Lo que puede ocacionar un olvido.

Besos.

Belén dijo...

La pena será cuando se tome la medicación y no haya llamadas.. peno, o no...

Besos

Merce dijo...

¡Por fin! Después de esperar tres meses y medio, llegó una nueva entrega. Gracias por seguir escribiendo para nuestro deleite, Sebastián Romero es mi favorito y lo echaba de menos.
Un besín.

santiago dijo...

Vaya no levanta cabeza el amigo sebastian, un saludo y un placer leerte

Javier Illán dijo...

todo tiene relacion con la medicacion??

lo digo por lo de la muerta



Un saludo, PAz

Eria.. dijo...

Anda que no te ha costado volver a sacar a Sebastián... besitos varios.

SOMMER dijo...

Lilit: hay cosas que nada ni nadie es capaz de explicar.

Marisa: a ti te funcionan?

Miguelo: todavía quedan muchas entregas. No te cargues a mi personaje. jajajajaj

Pati: ya me has fastidiao la siguiente entrega. La mía es mucho peor a la que has escrito tu. Me quedo con ella. ¿Me dejas?

Lara: Sebastián es imprevisible. Quizá con unas hierbas....

Isabel: Sebastián es un loco divertido. Quédate con eso.

Bego: a veces las palabras pueden ser nefastas. Y en este caso, quizá, más.

Cecy: y una añoranza más.

Belén: pues quizá llegue ese momento. Lo sabrás en la próxima entrega. O no...

Merce: hola guapa. Yo también te echaba de menos.

Santiago: Sebastián sabe cómo disfrutar de las pequeñas cosas. Confiemos en que salga adelante.

Javier: las cosas del corazón poco tienen que ver con la medicación.

Ería: tengo otras diez entregas hechas de Sebastián Romero. Digamos que me gusta hacerme de rogar. Jajajajaja

Besos a todos.

pati dijo...

Qué si te dejo? Estás de broma, no? ;)

Yo encantada, fíjate lo que te digo... Y, es verdad lo que dices abajo del todo: La emoción llega cuando menos te lo esperas... Por ejemplo, al leer tu respuesta.

Otro beso, tontín :)

Genín dijo...

Que malas son algunas y que gilipollas son otros...jajajaja
Salud

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Hola !!! vengo a agradecer tu visita y tus palabras, y me encuentro con un lindo blog, con textos interesantes y para dejar pensando. Me tendràs seguido. Un abrazo.

Steki dijo...

Bueno, he llegado tarde a las historias de Sebastián. Trataré de ir poníendome al día. Ahora me voy a tomar mi pastillita. ;)
BACI, STEKI.

BIRA dijo...

Ese Sebastián, hablador con muertas, creo que ha confundido las pastillas verdes por las amarillas...

MATANUSKA dijo...

al menos le hace caso y se toma la medicación.

saludos

LUCIA-M dijo...

Uff confundió el color de las pastillas???
No se llegue tarde a la historia de
Sebastián…
Pero me gusto este relato
Besos .

Cat's dijo...

Estas cosas me dan mucho miedo...
Desde luego Sebastián no perdona ni una, ni siquiera a los muertos!

besos

Markesa Merteuil dijo...

Chantaje emocional a un cadáver... :-)

√ Lolylla √ dijo...

Relatos interesantes, vidas como la de Sebastián hay muchas

un saludo Sommer!!!

Gizela dijo...

Me nacanta eso de mi bufanda en enero y mi pan en ayuno jajaja
Lindo!!!
Espero que Sebastian se tome su medicación y tu lo llames mas seguido y nos relates la continuación
Feliz comienzo de semana
Un beso..Gizz

PICOBUFI dijo...

Gracias por estar ahi... alumbrando

Abrazos

Lúcida dijo...

Pues si que se echaba de menos a Sebastián.
Algo más debe de haber detrás de tanta palabra bonita...

Mamarracho dijo...

el olvido tiene grandes efectos a veces buenos y otros no tanto!

Outsider friar dijo...

Lo peor es que Sebastián no escarmienta, volverá a llamarla...

MATANUSKA dijo...

TIENES PREMIOS EN MI BLOG

saludos

without dijo...

Sebastían siente algo que no dice... Esperemos que en la próxima nos enteremos de ello.

Besos

Jeanne dijo...

Tu Sebastián ya es como de la familia...

Dale un beso de mi parte.

J

Marcelo dijo...

Estoy ansioso con esto. Mejor me tomo la pastilla y sigo leyendo...

Armida Leticia dijo...

¿Qué medicamento está tomando Sebastián?¿De qué está enfermo?

Saludos.

Lucina dijo...

Un escrito interesante.
Yo diria, el poder de las pastillas..
Un beso

Perséfone dijo...

Ojalá existieran pastillas para el alma...

Un abrazo.

Gabiprog dijo...

Releyendo anteriores entradas de este paranoico sujeto!

Y sonriendo!

;-)

Adrianina dijo...

De seguro fué solo una frase pasajera, uno de sus días malos...

Me gusta tu estilo. Te dejo un beso grande y nos seguimos leyendo, no te me pierdas.

SOMMER dijo...

Genín: malas algunas, gilipollas la mayoría… jajajajaja

Juan de la Cruz: gracias amigo por tus palabras. Serás siempre bien recibido.

Steki: con Sebastián es fácil ponerse al día, ya lo verás.

Bira: Igual algo de eso hay, vete tu a saber.

Matanuska: Si es que no hay mal que por bien no venga.

Lucía-M: como ya dije antes, con Sebastián es fácil ponerse al día. Anímate.

Cat’s: Sebastián es así de peculiar. Parece mentira que no lo conozcas.

Markesa: chantaje?, por qué lo dices?

Lolylla: Demasiadas, diría yo.

Gizela: Me alegro que te haya gustado.

Picobufi: lo mismo digo.

Lúcida: tu crees?, Sebastián es transparente.

Mamarracho: Ay, el olvido, el gran olvidado del amor….

Outsider friar: de eso estoy seguro. Volverá a tropezar en la misma piedra.

Besos a todos

Cris dijo...

Muy bueno Sommer. Cuantas promesas quedan ahogadas en medicación...

besos, que tengo que colgar!

feliz domingo

Gregorio Toribio Álvarez dijo...

Juas, juas, juas… ¡Que viva la comunicación! El tío era extraterrestre total y la mujer no dominaba su idioma para poder comunicarse con él. Genial.

India dijo...

Veo que llego tarde a esta historia pero según este post último pinta muy bien ;) La leeré enterita, a ver que le ha pasado al pobre Sebastián.

Un abrazo Sommer